New York Burger – Más que una #hamburguesa. “Brasa, madera y humo”

New York Burger, “más que una hamburguesa.”

Concluida nuestra aventura americana embarcamos de vuelta a Madrid. Ya echamos de menos la Gran manzana. Sus rascacielos, sus avenidas, sus teatros, parques, museos, tiendas… y claro está, sus hamburguesas.

Los que habéis tenido la oportunidad de visitarla, compartiréis conmigo que Nueva York es como un gran imán que te atrae irremediablemente hasta conseguir llevarte de vuelta.
Pero, ¿cómo superar esa añoranza?.
Fácil. Si os parece cenamos unas hamburguesas en New York  y os voy contando.

Habéis leído bien, he dicho New York. Pero tranquilos, que no me he vuelto loco. Nos siguen separando 5800km y un océano, y por ahora ni Just Eat, ni la Nevera Roja incluyen la gran manzana en su zona de reparto.

¿Solución?
!!!New York Burger!!!

 

Y es que New York Burger abrió las puertas de su primer local en 2009, con el objetivo de “conseguir la excelencia en algo aparentemente tan estándar y habitual como es la elaboración de hamburguesas”, y vaya si lo han conseguido, a fecha de hoy suman cuatro restaurantes en Madrid.

Pues como ellos dicen “New York Burger no es una hamburguesería, es un restaurante que vende hamburguesas”.

Toda una declaración de intenciones.

Sus cuatro locales siguen un marcado estándar común, que no es otro que “un claro ambiente típicamente neoyorkino”. Acogedores, modernos y confortables, son ideales para cualquier ocasión. Incluso cuentan con tronas disponibles para las futuras generaciones de #burgerlovers.


-Ok, todo esto está muy bien, incluso es un puntazo que el local de Castellana haya inagurado su terraza, pero comprended que entre el vuelo y la diferencia horaria me haya entrado hambre. ¿Os parece que sigamos? –

Siendo sábado por la noche habíamos reservado con antelación, el resto de la semana se atiende a los comensales por riguroso orden de llegada, pero viernes y sábado noche se ha de reservar en uno de los dos turnos organizados, un primero desde las 20:30 hasta las 22:25 y un segundo desde las 22:30 hasta la hora del cierre.

Personalmente he de decir que llevo bastante mal el asunto de los turnos, y más cuando de una cena de amigos se refiere, soy raro lo sé, pero me siento como Cenicienta con sus doce campanadas.

Si bien y siendo justos. El servicio, el cual, destaca por su hospitalidad y cercanía, en ningún momento nos hizo sentir prisa, incluso habiendo llegado tarde. Madrid y su tráfico –

Ya en la mesa echamos un primer vistazo a la carta, recordar “New York burger no es una hamburgueseria, es un restaurante que vende hamburguesas lo cual se percibe nada más abrir esta.

Con la hamburguesa como principal protagonista. Y perfectamente franqueada por un buen número de entrantes, ensaladas, sandwiches y otros platos de carne, que hacen de New York Burger el sitio ideal no sólo para los hamburgueseros.

Incluso cuentan con un menú infantil muy de agradecer para ciertas ocasiones.

Dicho esto, seguimos a lo nuestro, y mientras decidimos nuestra hamburguesa, pedimos un más que correcto combo de entrantes, ya sabéis… un poco de todo.

Pero en New York Burger no resulta fácil elegir una sola hamburguesa, y es que nombradas como los más emblemáticos lugares neoyorquinos cuentan con una veintena de ellas. Hamburguesas entre las que también se incluyen opciones para aquellos que ese día prefieran los vegetales o simplemente no les vaya la carne.

Carne de ganado Cebón de origen 100% nacional. Picada y amasada diariamente, sin conservantes ni aditivos, y que no se congela durante todo el proceso. “Carne y nada más”.  Asada en su horno de carbón adquiriendo un sabor a la brasa muy especial.

  

¿Habéis decidido vuestra elección? Tomaros un segundo antes de contestar, pues no sólo debemos elegir nuestra hamburguesa, si no que también se nos permite elegir el tamaño de la misma 160 gr (8,90€) 250 gr (10,90€) 350 gr (12,90€) o 500gr (15,90€). El punto de la carne. El pan, tradicional, de amapola, cereales, brioche, focaccia o sin gluten. Y como no, las guarniciones. Clásicas patatas fritas, gajo con o sin cheddar, al horno con la salsa de la casa, o ensalada de col o lechuga y tomate.

Pero no todo son hamburguesas en New York Burger, costillas, steaks, solomillo… Y la reciente incorporación a la carta de una nueva sección de carnes smoked styles.  Con mención especial a su  Brisket, de Angus Black Americano. El corte de carne estrella en Estados Unidos que destaca por su original sabor a barbacoa sureña  y su textura al deshacerse en el paladar.



¿Os habéis quedado con hambre? Si ya sabía yo que teníamos que haber pedido la de 500gr, por algo New York Burger es una de nuestras #probablybestburger.

Pero tranquilos que todo tiene solución, ¿un poste para compartir?.

Deja un comentario